Como hacer una buena locución profesional en videos corporativos

Por No hay etiquetas 0 comentario(s)

En la era del “low cost”, muchos videos corporativos y no pocas productoras se ahorran unos euros encargando los 40 ó 50 segundos de locución a alguien cercano que lo hace gratis (o casi). Craso error: una locución profesional es tan importante como unas buenas imágenes, una historia genial o un guión redondo


Un video -nunca está de más recordarlo- son imágenes y sonidos, y tan importantes son unas como otros. Desde el principio del medio, la publicidad de televisión ha mimado la voz narrativa. Los publicistas escogen con el mismo cuidado a los modelos que aparecen en pantalla y a los locutores que graban el mensaje a transmitir. Por algo será.

En el universo de Internet, este mimo a la voz se acentúa ya que la oferta de videos es casi infinita y la paciencia de los usuarios muy limitada. Estamos prácticamente obligados a cautivar la atención del internauta en unos segundos (así lo demuestra el éxito de los minivideos de Vine), y eso abarata el conjunto, sí, pero obliga a que cada elemento que usemos (imágenes, fotografía, música, guión, montaje…) sea de gran calidad si queremos destacar. Tal vez una grabación doméstica pueda permitirse la chapuza de grabar con un móvil a alguien hablando mientras se oye de fondo la sirena de la policía más que al aprendiz de experto. Pero si somos una empresa, debemos dar una imagen profesional y eso exige una voz profesional.

Internet está llena de información y la mayoría de los usuarios no tienen tiempo ni ganas para digerir todo lo que se les ofrece. El promedio de atención se mide hoy en segundos y si el contenido, estilo, aspecto y enfoque no se ajustan a lo que estaban buscando, sencillamente, buscan otra cosa. De ahí que tu video debe ser corto; nadie quiere sentarse a ver una presentación de 30 minutos sobre la historia de tu empresa: entre 1 y 3 minutos está bien y yendo directamente al grano. La buena noticia es que en un montaje de unos pocos minutos y una voz en off que tal vez no supere los 60 segundos, la diferencia entre una buena y una mala locución apenas va a variar 100 euros en nuestro presupuesto. En el resultado, sin embargo, la diferencia es abismal.

Si nuestro negocio o lo que queremos explicar en nuestro video de empresa tiene un mínimo de complejidad, podemos recurrir a utilizan textos escritos, la voz de los protagonistas o imágenes descriptivas, pero una voz narrando el contenido es casi obligado. Tal vez el asunto resulte muy sencillo para nosotros, pero no existen cientos de millones de expertos sobre ninguna materia. De modo que la narración del video corporativo es un elemento clave para hacer comprensible la calidad de nuestras camisetas únicas o lo mucho que puede ganar otra empresa con nuestro sistemas de coaching. Y no sólo comprensible: seductor.

Un buen locutor puede proporcionarle al video corporativo entusiasmo, solemnidad, alegría, humor, trascendencia, orgullo. Solo un locutor profesional sabe, por ejemplo, cómo utilizar correctamente las pausas y modular los tonos altos y bajos en la historia. Una voz grave y madura genera confianza y sensación de expertise. Una narración convincente capta la atención del público y motiva a éste a tomar la acción deseada. En cambio, utilice una voz monótona, una dicción incorrecta o un timbre juvenil, y buena parte de la audiencia pulsará en seguida la X que cierra tu video.

Por lo demás, la audiencia está acostumbrada casi desde bebés a ver y analizar producciones audiovisuales y lo mismo que las páginas web de los años 90 serían inadmisibles para un espectador de hoy que ha visto miles y miles de sites, los espectadores han digerido miles de videos, películas y programas de todo tipo y distinguen en dos o tres segundos una buena locución de una voz en off amateur. Lo menos que le puede pasar a quien ahorre costes por aquí es que se identifique un video con baja definición, errores visibles, problemas de sonido o un narrador deficiente con una empresa chapucera. En cambio, lo profesional siempre casa con lo profesional.

¿Qué elementos debe tener una locución profesional para los videos corporativos ?

• Ante todo, un buen guión: si el mensaje es flojo, ni el más sugerente doblador de películas puede hacer creíble la historia.
• Debe elegirse una voz con la que la que los potenciales clientes se puedan sentir identificados.
• La voz tiene que utilizar correctamente las pausas, los tiempos y modular adecuadamente los tonos.
• La voz debe entonar de forma correcta y relativamente rápida, pero sonando clara y fácil de entender.
• El locutor debe conferir a lo que lee la emoción que corresponda en cada momento y situación.
• La narración tiene que estar bien sincronizada con las imágenes.
El volumen tiene que sobresalir sobre la música pero sin anular a ésta, muy importante en la generación de emociones.

Otros enlaces de interés:

Renovar la marca mediante los vídeos promocionales de la empresa
Cinco tipos de vídeo corporativo

Pero muchas familias se confunden al tratar de de comprar medicamentos de la Web porque no saben que es posible. A veces las personas que beben excesivamente como las anfetaminas tienen dificultades para mantener una erección y recurren a medicamentos para la disfunción eréctil. Así que es importante para mi saberlo. Kamagra, que se utiliza para tratar la disfunción eréctil y estados similares relacionados con la disfunción eréctil. Nuestro artículo dice más sobre todo “http://kamagraoraljelly.me/es/100mg.html“. Sin duda, cada hombre sabe acerca de “kamagra oral jelly 100mg“. No olvide, piense en “comprar kamagra oral jelly 100mg“. ¿Es pesado? Por supuesto. Antes de comprar Kamagra o cualquier otro medicamento, describe a su médico forense su condición de salud. El médico puede ordenar ciertas pruebas para descartar cualquier problema de saludos cordiales que pueda estar contribuyendo a la enfermedad. A pesar de que este medicamento no es para uso en mujeres, no se sabe si este genérico pasa a la leche materna.

No hay ningún comentario todavía, pero puedes ser el primero



Deja un comentario